Gracias por enseñarme lo que no es amar.

Hoy me siento muy hundida, pero al mismo tiempo soy y me siento feliz, porque tú no has sido un amor para mí, sino que has sido una experiencia y una lección de vida maravillosa.

Contigo he aprendido que el amor no es justamente lo que he vivido a tu lado.

Contigo he aprendido que ahora podré amar y ser amada como merezco.

No dejaré que me vuelvan a ilusionar con palabras vacías.

No dejaré que nadie me cree inseguridad en mí.

No dejaré que nadie me rompa el corazón con intenciones sin alma.

Contigo he experimentado una relación insalubre, la cuál ahora veo en el pasado y la acepto como tal, porque sé que me servirá de experiencia.

¿Cuántos días esperé tu amistad y no encontré tus palabras, tu escucha?….. Y eso no es amor…

¿Cuántos días esperé que me calmaras mis males y me sentí sola en noches de fiebres y resfriados, sintiéndome desamparada? Y eso no es amor.

large-1

¿Cuántas noches me usaste a tu antojo, dejándome a medias, consolándote tú sólo y dejando de pensar en mí y mi bienestar? Y eso no es amor.

¿Cuántos días me has hecho quedar mal delante de los demás, maltratándome verbalmente y despreciando mi persona y mis hechos? Y eso no es amor.

En definitiva, tu compañía no ha sido en ningún momento amor, sino una lección de vida hacia mí misma, porque yo he sido la tonta que he aceptado esto durante mucho tiempo y no terminaba de aprender la lección de vida emocional que tú me estabas dando.

Pensaba que sola no podría salir adelante y eso es falso, si puedo.

Pensaba que sola no encontraría nuevamente el amor y más bien el amor aún no lo he conocido. Seguro pronto vendrá a mí. Lo merezco…

Gracias por enseñarme lo que no es el amor, porque ahora soy más sabia y con mi experiencia, sé que podré encontrar el amor de verdad. Un amor que me cuide, me ame y me de la amistad que necesito para vivir en compañía sentimental.

Ahora sé lo que es el amor y lo que no es el amor y nadie nunca más podrá hacerme pasar por donde tú me has hecho pasar. Por eso te digo gracias, porque en realidad tú y tu forma de ser, me han enseñado a valorarme, aceptarme, amarme y me han enseñado que el próximo camino en el amor será una maravilla.

Estar lejos de ti, será el premio a esta lección de vida tan dura que he vivido junto a ti.

La suerte es que he reaccionado a tiempo, aún soy joven y me queda mucho por vivir.

Gracias…

Autoría, Edición y publicación: Albert Espinola Todas las imágenes de We Heart It