Ser feliz es una decisión que necesita de sacrificios y buenos hábitos. La vida es difícil, lo único que la hace más fácil y llevadera es tu actitud y el control que tengas sobre ella. Así que no puedes ponerle mala cara y molestarte por todo lo que te sucede. Cada mala experiencia te va ayudando a madurar para poder ver la vida como lo que es, un hermoso  y agotador concierto que disfrutas, pero que también te cansa.

Para poder ser feliz debes eliminar ciertas cosas de tu vida y evitar algunas situaciones que sabes que no te hacen bien ni que puedes controlar. Una de esas cosas es alejar a las personas negativas y tóxicas de tu vida, esas que no se quieren a sí mismas y quieren que todos los demás vivan dentro de las mismas miserias que viven ellos. No te dejes influenciar, no permitas a nadie que defina tu estado de ánimo ni la dirección de tu vida.

Además, para ser feliz, es esencial que renuncies a estas 5 cosas:

Sobrepensar las cosas

Deja de pensarlo todo una y otra vez, de ver en tu cabeza cada una de las posibilidades porque terminas enfocándote en lo malo y eso influye negativamente en el momento. No te preocupes por el futuro, eso déjaselo al futuro. Vive el momento, disfruta del instante en el que vives, trata de actuar de la forma más correcta y que mejor te haga sentir y enfrenta las consecuencias, buenas, malas o nulas, después.

El miedo al cambio

La vida es un constante cambio, tu propia persona evoluciona a cada nueva aventura. Es en el cambio donde puedes encontrar tu verdadera pasión, conocer tus deseos más profundos y lo que de verdad te hace feliz. El miedo no te motiva a nada nuevo y fascinante, debes abrirte a las nuevas oportunidades y a cualquier cambio que parezca bueno para ti.

Vivir en el pasado

Que lo que ya pasó, ya quedó atrás, no te sumerjas en los recuerdos y los arrepentimientos. La vida está hacia el frente no hacia atrás. De las experiencias pasadas valora las lecciones para enfrentar el futuro con más sabiduría. No hay forma de que puedas cambiar lo que antes haya sucedido, así que solo acepta, aprende y sigue.

Charlas negativas contigo mismo

Tú debes ser tu mejor animador, quien siempre te motive a lograrlo todo, a conseguirlo todo. Evita las charlas negativas y autodestructivas contigo mismo. El pesimismo no te ayuda en nada, es lo que más te deja atrás en la carrera de la vida. Levántate, acepta los errores y ponte en mente que ese error es un aprendizaje, aprendes a no volver a cometer ese error y continúas con más información vital para la vida.

Intentar complacer a todos

Es emocionalmente agotador conseguir agradar a todas las personas a tu alrededor, y la verdad, también es imposible. Aunque complazcas a uno siempre habrá alguien que no esté a gusto con quien eres, lo que haces o las decisiones que tomas. Lo que debes entender es que no es tu trabajo complacer a nadie más que a ti mismo. La opinión de los demás al hacer lo que quieres y te hace feliz no tiene que preocuparte.

Renuncia a esos malos hábitos y empieza a ser muy feliz.

Texto original: albertespinola.com © Todos los derechos reservados.